50 nuevas toneladas de ayuda humanitaria para los damnificados

0

Ambato, 02 de mayo.- El GAD Municipal de Ambato, continúa con la recepción de las donaciones voluntarias en favor de los damnificados del terremoto de 7.8 grados en escala Richter, que se registró el pasado sábado 16 de abril y afectó especialmente al litoral ecuatoriano.

1 (1)

Hasta el momento, son 50 toneladas de ayuda humanitaria las receptadas durante estos días, que se enviarán de forma paulatina, cuando la autoridad lo disponga. Más de 100 personas, entre empleados municipales y voluntarios, ayudan con este proceso.

“Desde todos los rincones de la tierrita linda, han llegado las donaciones para nuestros hermanos de la Costa afectados por el sismo, pero ellos nos necesitan permanentemente, sigamos colaborando porque somos un ‪Ambato solidario que dice  ¡Hoy Por Ti Siempre Por Ti! y está comprometido a favor de las causas sociales”, indicó Luis Amoroso Mora, alcalde de Ambato.

Desde el inicio de la recolección, gracias a la solidaridad de la ciudadanía y a la empresa privada, se han juntado 230 toneladas entre alimentos no perecibles, vituallas, kits de aseo personal, repelentes, botellones de agua, medicinas, vestimenta, entre otras, que fueron enviadas en grandes caravanas de solidaridad hasta las poblaciones costeras de Manta, Canoa y San Vicente.  También, la municipalidad destinó personal y maquinaria de la Dirección de Obras Públicas para la remoción de escombros y limpieza de vías.

La ayuda humanitaria se recepta de lunes a viernes, de 08h00 a 16h30, en la sala de capacitaciones del edificio matriz Sur del GADMA (Huachi Chico) y en el edificio patrimonial centro (calle Bolívar y Castillo).

José Martínez, un ciudadano manabita y residente en Ambato, consternado por lo acontecido en su tierra y la pérdida de gente cercana, acudió al GADMA y dejó su aporte voluntario. “En tragedias como ésta se evidencia la verdadera condición del ser humano; es hora de darnos la mano entre todos y donar siempre con lo poco o mucho que tengamos”, expresó. (AJ/AE)

 

Compartir:

Opinar