Grupo de ciudadanos impiden la labor municipal

0

BOLETÍN DE PRENSA 108

09/03/2017

Ambato, 08 de marzo.- El Municipio de Ambato rechaza la acción de un grupo de ciudadanos que impidieron a la Policía Municipal ejercer sus funciones de control, al intentar retirar a una comerciante informal de la tercera edad que expendía mercadería al interior del tradicional Parque Montalvo, ubicado en pleno centro de la urbe.

 

Jaime Cevallos, administrador de la Policía Municipal, contó que la tarde de este miércoles 08 de marzo de 2017, cerca de 20 personas acorralaron a los vigilantes y, con insultos y forcejeos, los obligaron a desistir de sus responsabilidades para con la ciudad

“La misma ciudadanía no sólo apoya a la informalidad, sino que la justifica y menosprecian nuestro trabajo indicándonos que, como ganamos un sueldo, no es justo retirar a estas personas y peor decomisarles sus productos; pero lo que no entienden es que los espacios públicos de la ciudad no fueron hechos para comercializar, que su presencia influye en el desarrollo del comercio formal que cancela sus impuestos y que Ambato cuenta con leyes y ordenanzas para evitar que se transforme en un mercado ambulante”.

El funcionario reveló que los Policías Municipales, sufren al menos una agresión física por semana y miles de insultos por parte de los informales, que además generan condiciones de inseguridad, violencia e insalubridad, aspectos que perjudican y cuya solución implica la inversión de recursos económicos que terminan pagando irónicamente los mismos ciudadanos.

El tema de la informalidad ha sido tratado constantemente por la actual administración  municipal, cuyas políticas apuntan a desarrollar fuentes de empleo e ingresos que mejoren la calidad de vida de las personas y fomenten la inversión. Sobre el particular, el Alcalde Luis Amoroso Mora indicó que “siempre hemos combatido la informalidad y tratado con suficiente prudencia. No es fácil desalojar a un ciudadano que no tiene trabajo y, para quien sí lo tiene todo es maravilloso, por lo que no se piensa con criterio social, sin embargo, el GADMA es el encargado de cumplir las ordenanzas y reglamentos existentes”.

En ese sentido, el Burgomaestre destacó que el Cabildo en una infinidad de ocasiones ha socializado la disponibilidad de cerca de 1000 espacios gratuitos en las plazas y mercados municipales para organizar al comercio informal. “Pero la gente quiere vender en la calles que es lo más fácil y así se crea una cadena que tenemos que romperla; los informales terminan haciendo lo que les viene en gana y, como en esta ocasión, aupados perversamente por ciertos malos ciudadanos convertidos hoy en casi cómplices de una problemática social que las autoridades enfrentamos con decisión”, dijo Amoroso.

Datos de la Policía Municipal indican que en el cantón existen más de 50 puntos destinados para el comercio informal y aproximadamente 1600 personas se dedican de manera permanente a esta actividad. (AJF)

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Compartir:

Opinar